Se le conoce indistintamente como Chorro de la Miacera o de la Meancera.

En esta cascada, situada en El Gasco (Nuñomoral), el agua, saltando entre las piedras hasta llegar a la hondonada, cae desde una altura de un centenar de metros en un entorno de gran interés paisajístico en el que resalta la dureza de la piedra, el esplendor del agua y el sonido de una naturaleza sorprendente.

Para acceder se debe seguir, desde El Gasco, el curso del río Malvellido y, antes de llegar al lugar donde se une el arroyo de la Miacera, hay que desviarse a la derecha, entre los pequeños huertos, hasta alcanzar el punto de destino.

chorro-de-la-miacera-2